Iglesia de las Tres Cruces de Alvar Aalto

En la década de los años cincuenta del siglo pasado se desarrolló un Plan Director de Ordenación en la comunidad industrial de Imatra, en la región del lago Saimaa, perteneciente al este de Finlandia. Con este plan urbanístico se pretendía la fundación de una nueva localidad que absorbiese tres poblaciones ya existentes. El diseño de una iglesia era la última pieza urbanística de este plan.

Imatra en la actualidad .Finlandia.

Imatra en la actualidad (Finlandia)

La iglesia de las Tres Cruces, denominación que se le dio al proyecto, recayó en manos del arquitecto finlandés Alvar Aalto.  Aalto está considerado como uno de los padres de la arquitectura del siglo XX, a la altura de Le Corbusier, Mies Van der Rohe y Frank Lloyd Wright.

Alvar Aalto trabajando en su estudio.

Alvar Aalto trabajando en su estudio.

La crítica arquitectónica es unánime en considerar a la iglesia de las Tres Cruces como una de sus obras más originales y conseguidas. En este proyecto, Alvar Aalto es consciente de la gran función ordenadora y social que poseen las iglesias en su ámbito local. Esta función social y ordenadora es aún más importante en la creación de un nuevo territorio.

Plano de situación.

Plano de situación.

Alvar Aalto decide en este proyecto religioso dar continuidad al planeamiento previo, en concreto a los planes de aprovechamiento del terreno de 1953, para la región de Imatra.

En el inicio del diseño se le plantea un conflicto de planteamiento. Aalto duda entre dar más importancia a una estética simbólica, propia de las edificaciones religiosas, o decantarse por un diseño más funcional del edificio.

Croquis de la planta y alzado.

Croquis de la sección longitudinal.

El enfoque fundamental de la arquitectura de Alvar Aalto siempre ha sido la síntesis entre las diversas necesidades prácticas y estéticas. En este caso, la iglesia de las Tres Cruces, es un templo protestante de la Iglesia Luterana.

Él es consciente de la obligación programática que debe cumplir derivada de los requisitos del culto luterano: un pasillo central hasta el altar, la colocación del órgano a la derecha del altar y el púlpito a la izquierda.

Plano de alzado y planta.

Plano de sección y planta.

La solución planteada por Aalto para respetar tanto la parte simbólica, como la funcional es la creación de un único espacio, tanto para la zona del culto como para las salas parroquiales. Un mismo espacio el cual por medio de tabiques móviles se puede subdividir en tres. La conversión en uno, dos o tres espacios  dependerá de las necesidades concretas de las actividades parroquiales.

Maqueta de la sección longitudinal.

Maqueta de la sección longitudinal.

En el diseño de planta, como ocurre en otros proyectos de Alvar Aalto, parte de la forma general de un trapecio irregular. En el caso de la iglesia de las Tres Cruces, este trapecio derivará en una forma resultante de la adición de tres espacios.

Planta y vista exterior renderizada.

Planta y vista exterior renderizada.

El acceso a la iglesia de las Tres Cruces es a través de seis entradas situadas en la fachada recta. Estas entradas pueden ser usadas para acceder de forma independiente a cada uno de los tres espacios interiores.

Cada uno de estos espacios cuenta a su vez  con una cubierta en forma de cascaron, en las cuales existen diferentes ranuras de iluminación que permiten crear distintas tonalidades y ambientes.

Interior modelizado por ordenador

Interior modelizado por ordenador

La sala en la que se encuentra el altar y el púlpito se sitúa en el extremo noroeste del edificio. También cuenta con una zona reservada para el órgano y el coro. Podemos definir este espacio como el lugar más sagrado de toda la iglesia.

Púlpito, altar y órgano.

Púlpito, altar y órgano.

Las otras dos salas se pueden separar de ésta por medio de unos tabiques móviles. Estas paredes insonorizadas, de 42 centímetros de espesor, son movidas por unos motores eléctricos. Cada una de estas salas puede albergar unos 300 asientos. Habitualmente se usan como salas parroquiales.

Interior de la “segunda” sala.

Interior de la “tercera”sala.

La existencia en los muros de partes rectas y partes curvas, como de diferentes alturas, se deben por motivos acústicos. La acústica es un elemento de gran importancia dentro de la arquitectura de Alvar Aalto.

Aalto para la planificación de la acústica en la iglesia de las Tres Cruces ideó una maqueta en miniatura, hecha de espejos, que reflejaban los rayos de luz como si visualizaran las ondas sonoras.

Esquema de sonido utilizado por Alvar Aalto.

Esquema de sonido utilizado por Alvar Aalto.

Los tabiques divisorios, en diagonal al púlpito, tienen una forma curvada y separan la esquina de la sala más alejada del altar, de tal manera que durante el sermón, todos están a la misma distancia del púlpito. Encima de la entrada, a la derecha del altar se ubica la tribuna del órgano.

Interior de la iglesia de las Tres Cruces.

Interior de la iglesia de las Tres Cruces.

La misa luterana en cada uno de sus templos requiere de tres puntos centrales: el altar, el púlpito y la tribuna del órgano, en la cual se suele situar el coro. La distribución interior en tres partes se adapta también al motivo simbólico de las tres cruces del altar y que da nombre a la iglesia.

Altar con tres cruces.

Altar con tres cruces.

Si sumamos los tres espacios en total, la iglesia de las Tres Cruces, puede albergar unos 800 asientos. El vestíbulo en ocasiones hace las funciones de velatorio. A través de una puerta podemos acceder directamente al cementerio que se encuentra situado en un bosque de pinos anexo a la iglesia.

En la planta sótano encontramos unas pequeñas estancias con diferentes usos y una sala que contiene la morgue.

Vista exterior de la iglesia de las Tres Cruces.

Vista exterior de la iglesia de las Tres Cruces.

La estructura del edificio es en su mayor parte de hormigón armado. Este material permite ser moldeado con facilidad. Aalto plantea una serie de pórticos continuos que atraviesan los tres espacios interiores.

A partir del uso de los pórticos se genera una planta diáfana, a excepción de los encuentros de cada espacio que se resuelve a través de columnas. En resumen, se consigue un espacio libre que se puede convertir en uno o en varios espacios, como hemos descrito anteriormente, por medio de tabiques móviles.

Esquema estructural.

Esquema estructural de los pórticos.

El hormigón dotado con un espesor suficiente produce que el sonido pueda rebotar en él, y transmitirse en dirección al techo. Además de los motivos acústicos, los cascarones son una buena solución para la iluminación del templo. De los 103 vanos con los que cuenta la iglesia de las Tres Cruces, sólo dos comparten la misma forma. Esto nos puede hacer una idea del estudio tan en profundidad de la iluminación de cada espacio por parte de Alvar Aalto.

Iluminación cenital.

Iluminación cenital.

Iluminación lateral.

En el exterior de la iglesia de las Tres Cruces se encuentra el campanario. Con 34 metros de altura destaca entre las chimeneas de las fábricas de alrededor. Plásticamente el número tres también se tiene eco en el campanario, pues la sección superior tiene forma tripartita.

Campanario.

Parte superior del campanario.

El color blanco es la tonalidad predominante en la iglesia de las Tres Cruces. La fachada del templo es de hormigón y ladrillos revocados en blanco. En el interior nos encontramos con distintas gamas de blanco a excepción de la vidriera, diseñada por el mismo Aalto, cuyo tema es la corona de espinas de Cristo. El único contraste cromático aparece en la cubierta, de cobre oscuro, que se va inclinando hacía abajo.

Vista exterior.

Vista exterior.

Vista exterior.

Respecto a los pavimentos interiores se utilizaron diferentes materiales. En los espacios de acceso y salones contiguos se utilizó loseta cerámica de color marrón. En la parte central de la iglesia y en la zona del altar los suelos son de madera.

Las carpinterías en su mayoría son de color negro con vidrio transparente. Las cubiertas son de hormigón armado recubiertas de laminado de acero remachado para dotarle de mayor impermeabilidad y  facilitar la evacuación de agua.

Diferente tipo de pavimento.

Detalle de la cubierta.

Anexo a la iglesia de las Tres Cruces se construyó la casa parroquial. En ella se sitúa la vivienda del párroco y sus colaboradores. Consta de una sola planta con cubierta ondulada. Es de hormigón, también en color blanco, que se une con la iglesia formando un patio resguardado.

Iglesia de las Tres Cruces y vivienda parroquial.

Iglesia de las Tres Cruces y vivienda parroquial.

Para realizar una visita virtual a la iglesia de las Tres Cruces de Alvar Aalto pinchar en el siguiente enlace: https://www.google.com/maps/views/view/streetview/alvar-aalto-architecture/kolmen-ristin-kirkko/km5iUJUE4QmA74-Pv5-fWA?gl=us&heading=353&pitch=92&fovy=75

Fotografías tomadas de: helsinkitonuk.blogspot.com.es, regionfronteriza.blogspot.com.es, metalocus.es, urbipedia.org, moma.org, alvaraaltosarchitecture.blogspot.com, tominkuva.mycashflow.fi y es.scribd.com/doc/15666195/ALVAR-AALTO-Iglesia-de-Las-Tres-Cruces#scribd.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s